Historia de la Iglesia de Dios de la Profecía

June 29, 2016

 

La Iglesia de Dios de la Profecía traza sus comienzos en el Nuevo Testamento cuando Jesús “Llamo a los que él quiso, y ellos vinieron a él. Y designo a doce, para que estuvieran con él y para enviarlos a predicar” (Marcos 3:13-14). La historia moderna de la Iglesia está íntimamente ligada a muchos de los movimientos religiosos importantes que se han dejado sentir en los Estados Unidos y en el mundo. La Iglesia tiene una rica herencia, cuyas raíces se encuentran en la Reforma Protestante, incluyendo los esfuerzos de Martin Lutero, Calvino, Zwinglio y otros. Más que esto, es un legado de los que se llama la Reforma Radical. Grupos de reforma radical, tales como los anabaptistas, menonitas, bautistas y cuáqueros contendieron, diciendo que los principales reformadores no habían alcanzado una completa restauración de la Iglesia de Dios. Por lo tanto, los reformadores radicales buscaron una completa restauración de la Iglesia, basada en profundas experiencias espirituales, piedad personal y una estricta disciplina moral.

 

Cuando grupos de reformadores radicales inmigraron a los Estados Unidos, durante los siglos dieciséis y diecisiete, sus ideas encontraron tierra fértil en las colonias y florecieron. En los Estados Unidos, y en todas partes, ellos enfatizaron la experiencia de la salvación, el amor y la santidad práctica. Para ellos, el amor y la santidad eran las marcas de la verdadera Iglesia, en contraste con los credos tan complicados y formales prevalecientes durante su época. Grandes avivamientos, algunos marcados por manifestaciones pentecostales, ocurrieron en los grupos radicales de reforma, especialmente entre los bautistas y los seguidores de Jorge Whitefiel y de Juan Wesley. Siguiendo en esta clase de tradición, los pioneros de la Iglesia de Dios de la Profecía vieron su trabajo tanto como una continuación, así también como una restauración de la Iglesia Apostólica.

 

En agosto de 1886 Richard Spurling (1810-1891) un ministro bautista ordenado, y su hijo menor, Richard Green Spurling reaccionaron ante los muchos credos prevalecientes entre los bautistas de su época. El “Memorable Movimiento” había permeado en las congregaciones bautistas del sur de los Estados Unidos con un punto de vista exclusivista de la Iglesia, el cual rechazaron los Spurling. Debido a ello, Richard Spurling y siete personas salieron de las Iglesias bautistas Holly Springs y Pleasant Hill Missionary, en el condado de Cherokee, Carolina del Norte y organizaron lo que creyeron era una verdadera restauración de la Iglesia Apostólica. Ellos la llamaron la “Unión Cristiana” y la constituyeron basada en conceptos notablemente comparables a los de los anabaptistas del siglo dieciséis. El grupo estuvo de acuerdo en deshacerse de “Todas las tradiciones y los credos humanos”, y tomar el Nuevo Testamento, o ley de Cristo como “su única regla de fe y práctica”, otorgándose los unos a los otros iguales privilegios y derechos para leer e interpretar por sí mismo como su conciencia se lo dictara y a “sentarse juntos como la Iglesia de Dios para transar negocios”. En septiembre de ese mismo año, Richard Spurling ordeno a su hijo Richard Green Spurling para que fungiera como pastor con el consentimiento de la congregación.

 

En 1891 Richard Spurling padre murió, dejando a su hijo solo para que cumpliera su visión para la Unión Cristiana. Richard Green Spurling (1857-1935) logro establecer por lo menos dos congregaciones más de la Unión Cristiana, aunque la congregación inicial en Barney Creek, en el condado de Monroe, ceso de funcionar. Algunos miembros originales de la congregación original ayudaron a fundar las otras dos congregaciones y así se perpetuo la organización original.

 

En 1895 porciones occidentales de Carolina del Norte y del Sur, la parte norte de Georgia y sureste de Tenesi fueron agitadas por un ala radical del movimiento de la Santidad. Benjamín Harding Irwin llego hasta el sur, procedente del mediano oeste y afecto grandemente la región con su mensaje del “fuego bautizador”. Las congregaciones de Richard Green Spurling fueron tocadas por este movimiento, apartándose de las características generales de los bautistas y adhiriéndose a los principios del movimiento de la Santidad. Richard Green Spurling mismo acepto la santidad, pero trato de modificar el fanatismo que tendía a caracterizar el movimiento de Benjamín Irwin. Aquellos que experimentaron el “fuego bautizador” eran a menudo difíciles de manejar, por lo cual R.G.Spurling lucho arduamente para mantener el control de sus seguidores.

 

En el verano de 1896 en el condado de Cherokee, Carolina del Norte, aproximadamente a unos 19 kilómetro de la congregación de R.G.Spurling en los condados Monroe y Polk en Tenesi, surgió un avivamiento influenciado por Benjamín Irwin. Durante estos servicios, llevados a cabo en la escuela Shearer, unas 130 personas fueron bautizadas con el Espíritu Santo y hablaron en lenguas desconocidas. Los líderes principales de este avivamiento lo fueron William Martin, un metodista, Joseph M.Tipton, Milton McNabb, y Billy Hamby, todos bautistas. Cada uno de estos hombres conocía a Richard Spurling padre, y habían sido influenciados por él. W.F. Bryant, un predicador bautista laico, se sintió atraído por el movimiento de la santidad durante este avivamiento en el condado de Cherokee. Con el correr del tiempo él se convirtió en el líder del grupo en el área de Camp Creek, Carolina del Norte. Grande fue la persecución a la que se enfrentó el grupo de Bryant en los años subsiguientes. Las Iglesias bautistas del área desligaron a todos los que “sostenían la moderna teoría de la santificación” mantenían que era una “erigía peligrosa”. La persecución, en ocasiones era muy violenta y continuo aprovechándose de los oponentes de la santidad de la confraternidad sin cohesión del grupo de Bryant. La opresión interna, en adicción a la falta de orden y disciplina interna, casi devasto al grupo de Bryant.

 

Para el 1902, el pequeño grupo había disminuido y contaba con menos de veinte personas. De hecho de no haber sido por el sabio consejo e influencia de Richard Green Spurling, Bryant y su grupo de creyentes tal vez hubieran desaparecido de la historia. Pero el 15 de mayo de 1902, R.G.Spurling persuadió a Bryant a que se organizara para que la obra sobreviviera. Debido a esto tuvo sus inicios la Iglesia de los Campos del Arroyo. R.G.Spurling fue seleccionado por la congregación como pastor y Bryant como diacono ordenado. Fue de esta manera que la visión de Richard Spurling padre acerca de la restauración de la Iglesia de Dios fue perpetuada.

 

Al año siguiente, un nuevo líder, dinámico y animado se sintió atraído por la Iglesia de la Santidad de los Campos del Arroyo, su nombre Ambrose Jessup Tomlinson (1865-1943). Tomlinson era un cuáquero que había experimentado la salvación y la santidad en su vida personal, y que había venido a las montañas Apalaches en 1899 como misionero bajo los auspicios de la Sociedad Bíblica y de Tratados Americana. A.J.Tomlinson entablo amistad con R.G.Spurling y Bryant, y la Iglesia de la Santidad de los Campos del Arroyo. Spurling impresiono grandemente a Tomlinson al explicarle acerca de su visión de la Iglesia. El 13 de junio de 1903, después de un periodo de oración agonizante y de una revelación personal por parte de Dios, A.J.Tomlinson se unió al grupo. R.G.Spurling le administro el pacto de membresía y le extendió la “diestra de confraternidad”, la cual Tomlinson acepto con el entendimiento de que esta era la Iglesia de Dios de la Biblia. Este evento fue tenido como muy sagrado por Tomlinson durante el resto de su vida. Después de años de búsqueda religiosa, él había por fin encontrado el lugar en el cual trabajar para Dios.

 

El potencial de A.J.Tomlinson para el liderazgo, fue rápidamente reconocido por Spurling y los demás, y ese mismo día fue seleccionado inmediatamente como pastor de la congregación de Camp Creek. Tomlinson era ahora impulsado por un sentido de misión. Bajo su dinámico liderazgo, la Iglesia organizo rápidamente varias congregaciones en Carolina del Norte, Tenesi y Georgia, y en los próximos 20 años aumento en membresía a más de 20.000, concentrada primordialmente en el sur de los Estados Unidos.

 

Para 1906, se sentía la necesidad de celebrar una Asamblea Anual para promover una unión más cercana y confraternidad entre las Iglesias. La primera Asamblea Anual se llevó a cabo el 26 y 27 de enero de 1906 en el hogar de J.C.Murphy en el condado de Cherokee, Carolina del Norte. Fue durante la Asamblea Anual de 1907, que se adoptó oficialmente el nombre “Iglesia de Dios”. En la Asamblea de 1909 A.J.Tomlinson fue seleccionado para servir como Supervisor General de todas las Iglesias de Dios, una posición en la que continuo hasta su muerte. A.J.Tomlinson, al igual que muchos dentro de la congregación de Camp Creek, se inclinaba hacia el pentecostalismo mucho antes de que comenzara el siglo veinte. Sin embargo, fue solamente después del derramamiento del Espíritu Santo en la Escuela Bíblica Bethel, Charles F.Parham en Topeca, Kansas en 1901, y del gran avivamiento interracial de la calle Azuza en los Ángeles, dirigido por W.J.Seymour, el cual comenzó en 1906, que la Iglesia de Dios abrazo completamente el movimiento pentecostal. El 12 de enero de 1908, G.B.Cashwell, el “apóstol del pentecostalismo en el sur”, quien había estado en la calle Azuza, predico un mensaje en la Iglesia local de Cleveland, Tenesi por invitación de A.J.Tomlinson.

 

Después del mensaje de Cashwell, Tomlinson cayó al suelo y recibió el bautismo del Espíritu Santo. Él confeso haber hablado en por lo menos diez idiomas diferentes mientras se encontraba en éxtasis, y tuvo una visión de una cosecha mundial para la Iglesia a través de un alcance misionero. Desde ese momento en adelante la Iglesia ha permanecido dentro de la tradición del pentecostalismo clásico.

 

El fenomenal crecimiento temprano de la Iglesia fue interrumpido en 1923, cuando se dividió debido a varios asuntos que habían estado fermentándose durante años. Estos asuntos variaban desde asuntos financieros hasta la forma de gobierno que la Iglesia debía adoptar para servir a su siempre creciente Iglesia. Después de la división, ambas facciones crecieron y continuaron edificando el Reino de Dios, pero la agonía y el terrible cisma permaneció formando parte de la realidad de ambos grupos. En años recientes, se ha prestado consideración extra-oficial a formas en la que podría lograrse finalmente, una reconciliación espiritual. En enero de 1995, se llevaron a cabo dos días de reuniones, en las cuales participaron líderes de ambos grupos, deseando buscar el perdón por las heridas pasadas y encontrar reconciliación como hermanos cristianos.

 

Después de la división de 1923, el grupo dirigido por A.J.Tomlinson y bajo su incansable liderazgo recobro gradualmente su fuerza. Durante la década del 30 la Iglesia experimento un tremendo periodo de avivamiento y su crecimiento fue considerable. Los alcances misioneros florecieron según el ministerio de la Iglesia comenzó a expandirse a otros países.

 

País                                                    La Iglesia fue establecida

Canadá                                                                1931

Grecia                                                                  1931

Haití                                                                     1931

Costa Rica                                                           1932

Islas Turquezas                                                   1932

Sierra Leona                                                        1934

Cuba                                                                      1935

Chipre                                                                    1935

Islas de Barlovento                                              1935

 

 

La Iglesia creció de unos trecientos miembros aproximadamente en un país, hasta cerca de diez mil miembros en veinte países desde 1923 hasta 1943. Habían doscientas cuarentas congregaciones locales de la Iglesia de Dios fuera de los Estados Unidos, para 1943 la Iglesia contaba con más de 65.304 miembros. La era del gran avivamiento trajo un gran crecimiento, parecía que cada miembros y ministro estaban sobrecargado de un celo santo en la Iglesia, de tal manera que esta se llenaba de hombres y mujeres con un espíritu pionero de ir y llevar el mensaje de la Iglesia de Dios a todas partes del mundo. El clamor de A.J.Tomlinson por hombres y mujeres de tal calibre en la 20ma Asamblea Anual de 1925, se había convertido en una realidad. En el mensaje anual de ese año, el declaro:

 

“Estoy esperando grandes campañas en cada estado, pero para ello se necesitaran hombres de valor, hombres de fe, hombres que triunfen o que mueran y que triunfen si mueren en el campo de batalla. Hombres que jamás levanten la bandera blanca ni que ordenen retirada. Gracias a Dios que los tenemos, si lo tenemos”.

 

 

A.J.Tomlinson murió en 1943, dejando un terrible vacío en el liderazgo de la Iglesia. Después de alguna disensión con Homero, el hijo mayor de Tomlinson, el Presbiterio selecciono al hijo menor, Milton Ambrose Tomlinson (1906-1995) como Supervisor General de la Iglesia de Dios. Esta selección fue abrumadora, aprobada por la Asamblea General subsiguiente. M.A.Tomlinson sirvió fielmente a la Iglesia en esta capacidad durante casi cuarenta y seis años.

 

Durante su larga tenencia, él trato de perpetuar y cumplir la visión que su padre tenía acerca del trabajo de la Iglesia alrededor del mundo. Bajo su liderazgo la Iglesia se expandió en los Estados Unidos hasta llegar a todos los estados y a más de 90 países de todo el mundo, con una membresía de más de 300.000 personas. En 1990 a la edad de 84 años, M.A.Tomlinson anuncio su retiro debido a limitaciones físicas. Esta fue la segunda vez en la Historia de la Iglesia en la que el Presbiterio se reunió para seleccionar un nuevo líder. El 2 de mayo de 1990, el Presbiterio Internacional nombro al Obispo Billy D. Murray (1930-2004) para que sirviera como Supervisor General interino hasta la próxima Asamblea General. En agosto de 1990, la selección de Murray fue maravillosamente aceptada por la Asamblea General, siguiendo el orden apropiado.

 

Desde su selección, el Supervisor General Billy D. Murray ha trabajado incansablemente para cambiar la atención de la Iglesia, de una posición un tanto introvertida y egocéntrica, y enfocarla hacia un mundo lleno de personas perdidas. Estos esfuerzos pueden ser vistos más claramente en su urgente llamado, efectuado en 1994, para que la Iglesia abrace su pasión por “Tornarse a la Cosecha”. Él también ha luchado arduamente por volver a conceptualizar algunas malas interpretaciones históricas acerca de la Iglesia y su misión. A pesar de muchas dificultades y con gran coraje, Billy D. Murray ha buscado volver a establecer la relación teológica apropiada entre Cristo y la Iglesia. Desde el momento en que él asumió su cargo Murray ha mantenido que “Cristo es el mensaje y la Iglesia la mensajera”. El Supervisor General Billy D. Murray sirvió a la Iglesia durante diez años, desde 1990 hasta el año 2000. Los diez años de la administración de Murray la Iglesia se expandió de 90 países a más de 120. El Obispo Murray pasó a la historia y a la eternidad en el año 2004, y será recordado como el Reformador de la Iglesia de Dios de la Profecía.

 

En año 2000 el Obispo Fred Fisher (1934) fue seleccionado por el Presbiterio Internacional como nuevo Supervisor General de la Iglesia de Dios de la Profecía, y aprobado por la Asamblea Internacional (Asamblea General) sirvió en esa posición durante 6 años, en la Asamblea Internacional bianual del 2006 anuncio su retiro, y el Obispo Randy Howard (1954) fue seleccionado como nuevo Supervisor General de la Iglesia de Dios de la Profecía. Randy Howard sirvió a la Iglesia en esa posición hasta el 26 de abril del 2013, donde anuncio su renuncia, para una temporada de renovación espiritual, y por cuestiones personales dentro de su familia. Randy Howard será recordado por inspirar a la Iglesia, a través de la Visión 2020.  

 

Desde la renuncia del Obispo Randy Howard, y hasta julio del 2014 los Presbíteros Generales: David Browder (Asia y Oceanía) Sam Clements (América del Norte) Clayton Endecott (Europa la Comunidad de los Estados Independientes y el Oriente Medio) Benjamín Feliz (América Central, México, el Caribe de habla Española) Clayton Martin (Caribe y Océano Atlántico Islas) Stephen Masilela (África) y Gabriel Vidal (América del Sur) sirvieron a la Iglesia como una pluralidad de liderazgo hasta la selección de un nuevo Supervisor General.

 

El día 30 de julio de 2014 el Presbiterio Internacional selecciono al Obispo Sam Clements como el nuevo Supervisor General de la Iglesia de Dios de la Profecía, y aprobado por la Asamblea Internacional, hasta el presente. La Iglesia de Dios de la Profecía está presente en más de 135 naciones. La historia de la Iglesia se seguirá escribiendo y revisando hasta que Cristo venga. Es nuestro deseo ferviente cumplir con el papel que Dios nos ha ordenado para llevar el mensaje del Evangelio de Jesucristo a un mundo perdido, y ser un agente de reconciliación a través del cual nuestro Padre Celestial pueda un día responder a la oración de Jesús para que todos seamos hechos uno en Él.

 

www.cogop.org

Please reload

Please reload

February 28, 2019

Please reload

Entradas recientes

Una Generación Santa, una generación Explosiva.

May 8, 2017

1/3
Please reload

Entradas destacadas
Please reload

Archivo
Please reload

© 2019 por Iglesia de Dios de la Profecía en Colombia - Oficina Nacional - Bogotá, Colombia.

  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon
  • YouTube Social  Icon
  • Instagram Social Icon

Oficina Nacional, Iglesia de Dios de la Profecía en Colombia - Carrera 8 #12b 83, Bogotá Oficina 701, Bogotá,Colombia.

Email: oficinanacional@idpcolombia.com - Tel: (571)3340503

CHURCH OF GOD OF PROPHECY

Church of God of Prophecy
International Offices
P. O. Box 2910
Cleveland, TN 37320-2910

www.cogop.org

CONTACT US

Phone: (423) 559-5100
Sales Service: (800) 221-5027
Email: info@cogop.org

Sitios Sugeridos: