Preguntas Frecuentes:

 

¿Cómo obtuvieron el Nombre “Iglesia de Dios de la Profecía?

La Asamblea General de 1907 adopto oficialmente el nombre Iglesia de Dios. Durante los años que siguieron a la división de la Iglesia en 1923, hubo una gran controversia sobre cual grupo tenía el derecho legal del nombre. Varios procedimientos legales de larga duración fallaron en resolver el asunto de manera satisfactoria. Durante el proceso legal y por varios años utilizamos el nombre “Iglesia de Dios, sobre el cual A.J.Tomlinson es Supervisor General” pero esto no resolvió el asunto. Finalmente después de 28 años, tras la primera demanda civil, en 1952 el asunto fue decidido en el Tribunal de Equidad de la Corte del Condado de Bradley, Tenesi, cuando el juez decreto que el sufijo (que se añade al final de una palabra) “de la Profecía” debía ser añadido a nuestro nombre, solo para el uso en asuntos seculares y de negocios, (ya que el juez no quería interferir en los asuntos espirituales de la Iglesia) y para distinguirnos de otras organizaciones con nombres similares. Estuvimos de acuerdo con la decisión para obtener el dictamen legal y continuamos utilizando el nombre Iglesia de Dios de la Profecía en la conducción de nuestros asuntos legales y negocios externos. En nuestros asuntos internos, gobierno y adoración, generalmente utilizamos nuestro nombre original, Iglesia de Dios.

 

¿Cuál es el requisito básico para la membresía en la Iglesia de Dios de la Profecía?

La Iglesia de Dios de la Profecía entiende por las Escrituras que el requisito esencial para que una persona se una a su confraternidad, es ser un cristiano nacido de nuevo. Hechos 2:47 dice: “Y el Señor añadía cada día a la Iglesia, los que habían de ser salvos”.

 

¿Cuál es el significado y el rol del pacto de membresía en la Iglesia?

El pacto de membresía es la forma a través del cual las personas cumplen con su deseo de convertirse en miembros de la Iglesia de Dios de la Profecía. Es una afirmación pública del deseo que uno tiene de seguir todas las enseñanzas de Cristo. El pacto de membresía no obliga a andar en la luz de la Palabra de Dios hasta donde mejor sepamos y podamos, ya que esto es una decisión personal. El pacto de membresía nos da presencia visible a nuestra participación en la Iglesia, y nos coloca bajo su disciplina, discipulado, formación y misión para que podamos participar eficazmente en el Ministerio de la Iglesia a la comunidad y al mundo en general, mientras maduramos en el Señor. Al hacerse miembro, la Iglesia le proporcionara una familia espiritual que lo apoyara y lo alentara a seguir a Cristo, le dará un lugar para que usted descubra sus dones, y sean usados en el ministerio, y lo colocara bajo la protección espiritual de líderes consagrados.

 

El Pacto: ¿Promete usted sinceramente en la presencia de Dios y estos testigos que acepta esta Biblia como la Palabra de Dios, creer y practicar sus enseñanzas correctamente divididas, el Nuevo Testamento como su única regla de fe y práctica, y gobierno y disciplina, y andar en la luz a su mejor entendimiento y habilidad?. SI

 

Aclaración:

Correctamente Dividida: Queremos decir correctamente interpretada (2° Timoteo 2:15).  El verbo griego que se traduce “que traza bien” (versión 1960) “que distribuye bien” (versión 1865) realmente significa cortar un camino recto, o trazar un surco recto, y sugiere la realización de una exégesis correcta.    

 

Este pacto es la base sobre la cual, cualquiera de nuestras Iglesias locales acepta a una persona nacida de nuevo dentro de su confraternidad.

 

La membresía en la Iglesia indica aceptación, lo cual es una necesidad básica para cada creyente o cualquier ser humano. El liderazgo ministerial y la Iglesia deben esforzarse por darles a los miembros este sentido de pertenencia (formar parte de un conjunto o grupo). La Iglesia también promueve que los nuevos miembros sean colocados inmediatamente en un proceso de discipulado efectivo y continuo por parte del pastor y la Iglesia local (Hechos 2:42). Un proceso que incluye cultivar y discipular para ayudarles a madurar (2° Pedro 3:18). Descubrir el don espiritual o dones que pueden manifestarse a través de ellos para la edificación del Cuerpo de Cristo (1° Corintios: 12-13-14). Y aprender a hacer discípulos a otros (Mateo 28:19-20). Según continuamos en la Cosecha y en la Plantación de Iglesias, es necesario un programa serio de discipulado amplio, para esto se requiere sabiduría y cuidado amoroso por parte del liderazgo, y el pueblo ayudara a todos los miembros a madurar en Cristo.

 

¿Sostienen otros Escritos como iguales a la Biblia?

No. La Iglesia de Dios de la Profecía cree que solamente la Biblia es infalible, y que es la Palabra inspirada de Dios. Debido a que es la Palabra de Dios, es la autoridad más alta en asuntos de creencia y práctica de la fe.

¿Consideran ustedes que la membresía en la Iglesia de Dios de la Profecía, es necesario para la salvación?

No. La salvación solo viene por gracia a través de la fe en la obra de Jesucristo en la cruz. Efesios 2:8 dice: Porque por gracia sois salvo por la fe, y esto no de vosotros, pues es don de Dios. La membresía en la Iglesia de Dios de la Profecía, se le extiende a todos los que ya han experimentado la salvación, pero convertirse en miembro de la Iglesia no salvara a la persona.

 

Comentario: Ahora que ha comenzado una vida nueva en Cristo, como cristiano tiene la responsabilidad y el compromiso de hacerse miembro de la Iglesia a la cual Dios lo ha llamado. Existen muchas analogías o semejanzas para referirse a un cristiano desconectado, sin unirse a una Iglesia: Es como un jugador sin equipo de futbol, Es como un soldado, sin pelotón, Es como una oveja sin rebaño, Es como un capitán sin soldado, Y es como un niño, sin familia. Nunca estuvo en los planes de Dios, que sus hijos crezcan aislados, por eso creo para nosotros una familia espiritual, “la Iglesia”. Efesios 2:19 dice: Así que ya no sois extranjeros ni advenedizos, sino conciudadanos, y miembros de la familia de Dios. Un cristiano sin la familia de la Iglesia, es un huérfano. Al hacerse miembro, usted se convertirá en un órgano vital del Cuerpo de Cristo, cualquier órgano que este separado del cuerpo (Iglesia) no solo perderá el propósito para el cual fue salvado y creado, sino que se secara y finalmente morirá. Esto sucede con todos aquellos cristiano que no están comprometidos con ninguna congregación.

 

 

¿Qué representa la Bandera de la Iglesia de Dios de la Profecía?

La Bandera de la Iglesia de Dios de la Profecía comenzó a utilizarse en 1933 como emblema a ser alzado “por causa de la verdad” (Salmos 60:4). Debido a que las Escrituras enseñan que Jesucristo es “la Verdad” (Juan 14:6), los diferentes diseños y colores de la Bandera representan su carácter y obra. Por lo tanto, el rojo representa Su sangre, el azul Su verdad, y el blanco Su pureza. El cetro, estrella y corona violeta representan Su realeza. Tal como se había explicado cuando la Bandera fue introducida por primera vez, todos sus componentes “señalan a Cristo”.

© 2019 por Iglesia de Dios de la Profecía en Colombia - Oficina Nacional - Bogotá, Colombia.

  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon
  • YouTube Social  Icon
  • Instagram Social Icon

Oficina Nacional, Iglesia de Dios de la Profecía en Colombia - Carrera 8 #12b 83, Bogotá Oficina 701, Bogotá,Colombia.

Email: oficinanacional@idpcolombia.com - Tel: (571)3340503

CHURCH OF GOD OF PROPHECY

Church of God of Prophecy
International Offices
P. O. Box 2910
Cleveland, TN 37320-2910

www.cogop.org

CONTACT US

Phone: (423) 559-5100
Sales Service: (800) 221-5027
Email: info@cogop.org

Sitios Sugeridos: